Diario

viernes, 26 de diciembre de 2008

Seguramente estais interesados en arreglar el mundo. Y si dicen que eso es utopico es porque no hacemos lo correcto todos. Así que no, no es útopico. Es sencillamente que no todos estamos por la labor. Es más, son muchos los empecinados en dejarlo como está. Pensad en todos los nombres que se os ocurran y compartidlos conmigo, a lo mejor no tengo la lista completa. A lo mejor no, segurisimo que no la tengo. Hijos de mala madre hay en cantidades subversivas. Y esparcidos por doquier. Así pues, propongo crear una lista de ellos. Incluyendo las empresas que nos maniatan a su servicio sin opción a rebelarnos. Como si nuestro tiempo, nuestros escritos, nuestra voluntad fuese una marioneta de ellas con la que tiran del hilito y nos ponemos a sus órdenes.
¿Por que no es válido un escrito? ¿Por qué tiene que ser un fax o lo que ellos digan?
¿Entra esto dentro del concepto de libertad de expresión, de decisión, de legalidad?¿
¿Es esto lo que entendemos por democracia y desarrollo, de evolución?
¿Po qué la administración hace uso de teléfonos novecientos cuando sabe que son más caros y que hay otras alternativas?
¿Por qué están los cuatro raterillos en la carcel y los peces gordos que dejan arrasadas las arcas de los ciudadanos huyen del país?
¿Por qué lo permitimos?
¿Qué tal dos días, tres, cinco sin teléfono, sin internet, sin movíl?
Si no lo intentamos somos unos pringaos y es de rigor que nos pase lo que está pasando. Somos los nuevos esclavos, sed bienvenidos.
Imaginaos lo que le estamos hacíendo a los paises en vías de desarrollo. ¿Queremos para ellos lo que tenemos nosotros? No podemos ser tan ilusos. Ellos no necesitan telefonía, necesitan aprender a usar las herramientas para explotar sus propios recursos.
Si hemos sido capaces de levantar a los colegas para hacer un botellón gigantesco, hagamos una lista de los que nos ahogan con necesidades ficticias. Pasemos unos días sin televisión y sin telefonía de ningún tipo.

martes, 23 de diciembre de 2008

Mirando al mar soñé

He bajado al pueblo. Iba cantando bajito. Quería mirar al cielo y no era posible. Los boquetes, las losas levantadas, la estrechez de la acera y los postes sobre ella, cuando no un coche subido encima de esta lo hacían impracticable, lo del mirar al cielo digo.
Los ojos de las gentes vacíos de comunidad, de cercanía. Sólo un niño cantaba eso de" un elefante
se balanceaba..." el resto hostilidad.
Rostros ceñudos y apatía por doquier.
Para que puñetas necesitamos en las calles luces y adornos navideños si las luces de nuestro interior están apagadas. Si la sonrisa que es gratis no somos capaces de esbozarla. Si el buenos días o las buenas tardes, si se dan, semejan gruñidos de fiera.
Miras a los ojos de las gentes y rehuyen la mirada esquivos, como amedrantados. Tal vez de si mismos.
Un viejo me ha pedido candela. Mientras busco el mechero cuenta una historia truculenta de que han matado a un muchacho. Tenga usted cuidado, estos moros roban y matan. -No necesitamos moros que maten y roben nosotros solitos ya nos encargamos, le digo. Cambia de tercio como por arte de magia. Se me ha vaciado la sonrisa y apago el cigarro. Lo apaga usted entero, me dice. Es que me ha quitado usted la gana de fumar-le respondo. Bueno, señora vaya usted con Dios. Y usted también que buena falta le hace buen hombre.
Al llegar a casa me pongo a contemplar el árbol de navidad. Sea como sea voy a recuperar mi ánimo navideño. Una vez al año no hace daño.

domingo, 21 de diciembre de 2008

Tratando de pensar

Os habeis preguntado alguna vez quienes sois, quien seriais de haber nacido en otro lugar ,de otros padres, de otra cultura.
Por estas cuestiones he roto mis diaríos un par de veces. No encontraba respuestas. Aún hoy sigo plantéandome quién soy yo verdaderamente. Donde comienza la libertad de mi pensar, de mi actuar. Estoy en el mismo sitio.
Hay más preguntas que respuestas. Cuando crees haber hallado una solución, surgen otros mil enigmas más.
Si tomo la palabra intelecto y la busco en el diccionarío, este me dice que es: Potencia cognoscitiva racional del alma humana.
Busco entonces la palabra alma, y entre sus variadas acepciones leo que es: principio que da forma y organiza el dinamismo vegetativo, sensitivo e intelectual de la vida.
Complejo, ¿no?.
Empleamos las palabras como si fuesen algo de andar por casa, pero si ahondamos en ellas, al menos yo, me quedo sin habla.
Que no soy ninguna lumbrera ya habeis tenido la ocasión de constatarlo. Humildemente pienso que, como decía el filósofo, sólo sé que no sé nada. Y esto con cada día se me aparece con más y más nitidez. Es mí única certeza junto con la que he de morir y de que existen biólogicamente hablando actos que son irremisibles. Lorar, reir, orinar, cagar y un largo etc.
Amar, odiar, opinar y otras muchas cosas tienen sin embargo otras opciones.
Todos opinamos y lo hacemos sin pensar. Hablamos y lo hacemos sin pensar. Sentimos antipatía por algo o alguién y le buscamos una razón. Pero ¿de verdad hay una razón justificable para ello?.
¿No es simplemente nuestro modo de verlo?
Por supuesto que si. Y lo seguimos haciendoaún a sabiendas. Entonces...¿cuando aprenderemos?
Mejor dicho, ¿cuando aprenderé?

Gadget

Este contenido todavía no está preparado para las conexiones cifradas.

Seguidores

Archivo del blog

Datos personales

Mi foto
Soy picaflor. Inconstante.Pasional.Buena amistad.